Ash ID

 ::  :: Humanos

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Ash ID

Mensaje por Ashley el Miér 10 Jun - 1:38

Nombre completo: Ashley

Edad:Aproximadamente 20

Raza: Humano

Facción: Rebelde

Residencia: Abarta

Ocupación: Médico, Reparador de objetos. Prostituto. Cazador. Superviviente.

Descripción psicológica: La psiquis de Ashley se caracteriza por ser un superviviente nato. Tras la locura que ha movido su vida desde los cimientos de la misma y le ha guiado por caminos adversos y experiencias desagradables, Ash ha logrado sobrevivir a a la adversidad gracias a su personalidad totalmente maleable. Se adapta a todo y a todos sin restricción, no tiene problemas en hacer trabajos sucios o incluso deshonestos, siempre que éstos le provean de alimento o cobijo a él y a sus perros. A lo largo de su vida ha pertenecido a varios grupos de personas entre ellos rebeldes, neutrales e incluso humanistas; de quienes se alimentó obteniendo todos y cada unos de sus útiles consejos y conocimientos antes de que éstos, por una causa u otra, terminaran desapareciendo. No cree en la superioridad del número o del grupo; prefiere vivir por su cuenta con la única compañía de sus perros o de amantes ocasionales, pero es perfectamente capaz de trabajar en equipo y adaptarse a una comunidad a pesar de ésto. Es aislado, parco,  compensa su carencia de fuerza física con trampas y estrategias planeadas en segundos, además de que su curiosidad innata le ha llevado a adquirir una amplia gama de conocimientos esenciales para la supervivencia los cuales abarcan desde la medicina a la mecánica. Gusta de encerrarse en su mundo, ya sea con libros o reparando cosas. Considera que todas las razas son desagradables y no siente ningún aprecio por ninguna, salvo quizás por los licántropos... Porque le recuerdan a sus perros. Arisco y callado cual gato callejero, es difícil hacerse con su compañía, más aún con su amistad, pero para quien lo logre recibirá a cambio a un compañero leal que lo seguirá a todas partes, un buen buscador, un notable médico y un excelente manitas reparador de lo que sea.
Pasa sus días con su amigo licántropo o con su nuevo amante licántropo. Gracias a ambos, esta tratando de dejar el negocio de la prostitución. Se dedica a entregar paquetes de contrabando ahora que ya no puede acceder tan fácilmente a los viejos tiraderos llenos de partes.

Historia: Quien quiera contar la historia de Ashley no sabría ni por dónde tomarla, puesto no se sabe dónde comienza ni dónde termina, ni si fueron muchas cosas en poco tiempo o al revés. Ni el propio Ashey lo sabe, pero no es algo que le importe demasiado, sumido en su lucha diaria por llegar al anochecer con la barriga llena y un techo sobre su cabeza. No tiene idea de dónde nació, ni cuándo. Los recuerdos de su infancia son algo lejano y etéreo, casi como si nunca hubieran ocurrido al punto en que no sabe si de verdad pasaron o son un sueño... Lo único que él recuerda es el perfil sonriente y la voz de una mujer, una dama bonita y de suaves facciones, llamándolo por aquél nombre que llegó a adoptar como propio.
Desde muy joven, Ash se vio viviendo en lugares inhóspitos, mudándose con distintos grupos de personas. En el primer grupo, lo cuidaba un mecánico llamado Peterson con el cual había muy buenas migas, al punto en que se preguntaba si él no sería su padre. De él aprendió cómo reparar cualquier cosa: Desde autos a electrodomésticos rotos, desde luces a armas y armaduras protectoras, desde prótesis a faroles y computadoras; no había nada que Peterson no pudiera arreglar, por lo que Ash se dedicó a absorber dichos conocimientos a una velocidad casi desquiciante. Fueron los garmos quienes se encargarían de separarlo de Peterson y diezmar el grupo, al punto que él fue abandonado en medio del bosque para ser quitado de en medio mientras los demás huían.

Ash sobrevivió por unos días en soledad, creyendo que sería devorado hasta que otro grupo de supervivientes le encontró y lo llevó a su refugio en donde conoció a Charlie, su médico y mentor. Él fue quien le enseñó todo lo que necesitaba saber sobre medicina, el cuerpo humano y, con el paso del tiempo, los placeres del mismo; creyó que estarían juntos para siempre pero la adversidad y los androides se encargaron de mandarlo a la realidad. Fue llevado por los que lograron escapar al desalojo a otro grupo... La vida de Ashley se convirtió entonces en un eterno viaje, yendo de grupo en grupo, aprendiendo de manos de otros o de libros como arreglar armas, a hacer municiones, a cazar, a sobrevivir... Pero cada persona que llegaba a querer era arrebatada de su vida de un modo u otro, lo que lo llevó a tomar medidas extremas: Vivir el día a día, sobrevivir por su cuenta, mantenerse alejado de todos y no hacer lazos con nadie. En su lucha por la supervivencia, su corazón se endureció... No había trabajo imposible de hacer por algo de comida, nadie era imprescindible, ningún cliente era desagradable y ninguna comida era fea.

En uno de sus viajes, se encontró con una viejecita y sus dos perros. Aquella fue la primera vez en años que tuvo contacto con alguien. Tal vez fuera porque ella se llamaba igual que él, quizás porque le gustaban los chuchos que tenía o, puede ser, que su voz le recordara a la de su madre... No supo nunca por qué, pero se quedó con ella un buen tiempo. Escuchó sus historias sobre lo que los humanos le habían hecho a los lobos, cómo habían creado a los garmos. Le habló de los etés y de las guerras, le dio libros y él, a cambio, reparaba su casucha y llevaba comida para todos. Un día, la mujer comenzó a toser sangre. Mirándole fijo con sus ojos brillosos, ella le hizo prometer que se uniría a los rebeldes, que pelearía por ella y cuidaría a sus perros. Ashley no hacia promesas. Ashley no era rebelde. Pero algo dentro de sí fluyó y musitó un "Lo prometo" mientras veía la vida irse de aquellos ojos que habían visto muchas lunas llena.

Ahora, con una tumba detrás de sí y los dos perros-lobo que le acompañan, Ashley estaba en búsqueda de los rebeldes sin saber por qué, pero así había sido siempre, yendo de lado a otro sin razón. Quizás ahora, aunque fuera entre vampiros y lobos, pudiera volver a sentir lo que era estar en un grupo. Y quien sabe, nunca venía mal estar aliado con gente bien armada.

En los últimos años se hizo miembro a prueba en un grupo de Rebeldes que viven bajo tierra, cuyo líder es un extraño lobo rubio llamado Ren. De momento no ha hecho más que hacer algunos arreglos para ellos y, de alguna forma, se las arregla para mantener ese lado separado de quien considera algo así como su pareja: Khan, el licántropo solitario. Casi ha abandonado el negocio de la prostitución, evitándolo a toda costa salvo por algún que otro desliz con un amigo suyo. Trabaja constantemente en un prototipo de bomba de impulsos para desbarajustar a los androides de guerra.

Datos extras: Es un manitas tecnológico. Puede reparar casi cualquier cosa y no hay máquina que pueda con él. Ha llegado a desencriptar varios códigos androides, pero nunca ha tenido tiempo ni especímenes para avanzar con sus investigaciones.
-Tiene bastantes conocimientos de medicina. Considera al cuerpo humano como un motor y no le cuesta nada repararlo como a tal. No te extirpará parásitos del cerebro, pero ante huesos rotos, balazos, heridas punzantes y venenos, él es tu mejor opción.
-Siempre usa sus anteojos de aviador, especialmente cuando caza o recolecta.
-Le gusta aventurarse en zonas peligrosas a recuperar objetos destrozados y repararlos. Lo mejor son las armas y los androides rotos.
- Ama armar trampas, pero ama más aún desactivarlas o volverlas contra sus enemigos.
-Maldice como un marinero. excepto cuando esta cerca de Khan.
-Siempre le pone apodos a la gente cuando cree que sus caras no concuerdan con sus nombres.
- Hace lo que sea por comida, sin dudarlo.
- Ama a sus perros más que a nada en el mundo. Se llaman Tab y Rab. Pobre del que se atreva a mirarlos torcido.
- Se presenta ante todos como Ash o Ashton. Considera que su nombre es lo único real de su persona y teme que si alguien sabe su nombre real pueda poseerlo a él de alguna manera extraña. Si te revela su nombre, felicidades. Eres uno de los pocos elegidos

Imagen:
Spoiler:

Spoiler:

Spoiler:


Última edición por Ashley el Dom 20 Dic - 12:55, editado 2 veces (Razón : errores ortográficos)

Volver arriba Ir abajo

Re: Ash ID

Mensaje por Borko el Miér 10 Jun - 15:49

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


Toxic Ages ::  :: Humanos

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.